El ermitaño

IX El ermitaño

El ermitaño

Un hombre de pie, ligeramente inclinado hacia la izquierda de la lámina, lleva en la mano izquierda un cayado que le sirve de apoyo, en tanto que en la derecha sostiene una lámpara, casi a la altura de la cabeza. No se le ven los pies. El bastón, las manos y la cara son de color carne. Sobre su túnica roja se ve una capa azul forrada de color amarillo.

El fondo de la lámina es blanco, el suelo amarillo, con rayas negras, lo mismo que en el reverso del manto y en parte de su túnica. Puede ofrecer alguna similitud a la historia de Diógenes. Con su candil marchando tras la búsqueda de un hombre; se asocia también en Cronos y a Saturno midiendo el tiempo.

Esta carta, muy positiva, simboliza el conocimiento de la verdad en lo que atañe al estado de salud y a la posibilidad de remediar dificultades. Representa la sabiduía que calla los secretos y es fuente de iluminación para la solución de problemas y conflictos.

Significado adivinatorio

Significado adivinatorio Significado opuesto
El bien Timidez
Sabiduría callada Mutismo
Solución de problemas Pobreza
Coordinación Celibato
Meditación profunda Ancianidad
Remedio de problemas Conspirador
Horror al mal Oscuridad
Luz para aclarar misterios equilibrada Enredo
Pensamiento maduro Enfoque erróneo de una situación
Concentración
Afinidades

Brujos Calificados